Cuento de terror largo

Cuento de terror largoEl pueblo del Dr. Montilla. Antonio era un hombre muy fuerte, que siempre presumía de tener una excelente salud, nunca había pisado un hospital y no lo necesitaba, pero ya pasaba de los 70 años y empezaba a sentir ciertos malestares. Así que su hijo lo convenció para que fuera a un médico, le dijo que conocía a uno muy bueno que se encontraba afueras de la ciudad. Así que Antonio fue al consultorio, quien lo atendió se presentó como el Dr. Montilla, se dio cuenta que la vestimenta era muy clásica, pero fue algo que no le presto mucha importancia, lo que si le llamo mucho la atención era las gotas de sangre que tenía en su bata, solo se quedó callado y no dijo nada.

La enfermera lo atendió muy bien y el Dr. Montilla le dijo que se tomara unas infusiones y le receto una medicina para que se cuidará, puesto que no era nada grave. Antonio salió contento, pasó por la primera farmacia y le dio la receta al farmacéutico, se quedó extrañado porque esa medicina la habían dejado de fabricar hace muchos años atrás.
El farmacéutico le pregunto Antonio quien le había dado la receta, él le dijo que el Dr. Montilla del pueblo de al lado, cuando el farmacéutico escucho eso se puso blanco y le conto Antonio que el Dr. Montilla fue una persona que se había vuelto loca, cuando se incendio su consultorio y luego todo el pueblo, todos murieron, y el pueblo había quedado abandonado desde ya muchísimos años…

Siguiente Publicación:

Publicación Anterior: